Jada Pinkett Smith habló por primera vez sobre la cachetada que le dio su esposo, Will Smith, a Chris Rock, presentador de la última entrega de los Premios Oscar, a raíz de un chiste del comediante sobre la alopecia de la actriz.

En un primer momento, Jada publicó una fotografía en su perfil de Instagram, la única compartida desde entonces, en la que aseguraba que era “tiempo para sanar y estoy aquí para ello”. Sin embargo, luego de que el actor del filme Soy Leyenda se internara en un centro de rehabilitación por voluntad propia, parece que Pinkett Smith cambió su opinión.

Del Instagram de jadapinkettsmith

Según la revista US Weekly, una fuente muy cercana a la pareja asegura que Jada Pinkett Smith piensa que su esposo "lo exageró todo” y lamenta que la situación terminará en algo “físico” entre Will y Rock. Este allegado contó: "Fue en el calor del momento y fue él el que exageró todo. Él lo sabe, ella lo sabe. Están de acuerdo en que él reacción de forma exagerada".

Ella no es una de esas mujeres que necesita protección. Él no tenía que haber hecho lo que hizo, ella no necesitaba protección. Ella no es un alelí. Es una mujer fuerte, obstinada y puede pelear sus propias batallas”, cerró la persona.