Así se supo tras revelarse un pedido que le hizo el Ministerio de Economía a la Dirección General de Cómputos.

Una nota remitida desde el Ministerio de Economía y Crédito Público a la Dirección General de Cómputos de la provincia pide que no se liquiden los sueldos de junio y julio del 2019 con los acuerdos salariales pautados y pide hacer la liquidación establecida al mes de mayo de este año.

En la nota “informan que en la liquidación del mes de junio y julio del 2019 no deberán aplicarse los aumentos pactados en todas las paritarias, leyes y convenios colectivos de trabajo, por lo que deberán liquidar con los sueldos establecidos a mayo del 2019” expresa la nota.

En el texto también se informa que “se está redactando el instrumento legal correspondiente, con las pautas mencionadas en el párrafo anterior que será enviado a dicha dirección general a la mayor brevedad”, expresa la orden.

ATE paro total

Como los representantes del Gobierno Provincial no se presentaron a la audiencia de conciliación que habían fijado para este miércoles convocando a los gremios ATE y UPCN, desde la agrupación liderada por Guillermo Quiroga inició un paro total de actividades que se desarrollará hasta el mediodía del lunes 29 de julio.

El dirigente explicó que la audiencia de la conciliación fue motivada por el paro realizado el pasado 2 de julio por los aumentos salariales no abonados a tres sectores de la Administración Pública (salud, educación y administración central). “La misma es por los reclamos específicos de aumentos a la administración pública que hacemos y sabíamos que el Gobernador había dicho que no podía cumplir con esos acuerdos. Entonces si el Gobierno nunca dijo que no los va a pagar, por lo que la idea nuestra era precisar de qué modo los va a pagar”.

En cuanto a las precisiones que manejan desde el gremio sobre la situación financiera y pago de haberes, Quiroga aseguró que en el Gobierno “no saben en qué fecha van a pagar, y en que momento del mes terminan con el pago y respecto a los aumentos salariales, no puede cumplir con los acuerdos”.

Además “como el sueldo de julio se pagará entre el 10 y 25 de agosto, queremos nosotros que desde el primer día de julio, que debía pagar los aumentos, hasta el 25 de agosto son cincuenta y cinco días de demora de los pagos, entonces refinanciar más todavía eso es llevarnos a pagos muy lejos en el tiempo que no podemos aceptar”, explicó Quiroga.

Ante el incumplimiento en el pago de los aumentos y la falta de respuestas e inasistencia a la conciliación, desde el mediodía del miércoles comenzó un nuevo paro en toda la Administración Pública provincial que culmina el lunes al mediodía.

“Es paro total sin presencia en el lugar de trabajo, aunque cada sector en forma personal elige la modalidad de protesta que implica asamblea permanente, retención de servicio y movilización”.

Docentes autoconvocados

Por otro lado la Asociación de Trabajadores del Estado también avaló el paro de actividades por parte de un grupo de docentes “autoconvocados” que resolvieron continuar con la medida durante este miércoles y jueves.

Según adelantó Quiroga “el viernes a la tarde se reúnen en asamblea y resuelven si continúan con las medidas. Allí nos acercarán los mandatos para avalar la medida con ATE”.

Clima social

La reunión mantenida por los gremios de la Mesa de Unidad Sindical en la que participó el propio gobernador Mariano Arcioni dejó mayor preocupación en cada uno de los sectores, que ya hablan de un clima social “complicado”. En diálogo con Cadena Tiempo, el titular del gremio de Salud Sisap, Carlos Sepúlveda, expresó que “más allá de no tener ninguna certeza, me preocupa lo que se pueda desencadenar como estatal, como usuario de los servicios públicos. Porque una cosa es lo que entendemos en el microclima como dirigentes gremiales. El tema es el ambiente que se manejará y el ánimo en las asambleas de los estatales. Creo que se puede poner difícil. El clima social no es bueno para nada”.

Sepúlveda remarcó que “teníamos incertuidiumbre y nos vinimos con más dudas y falta de certezas, no solo de la fecha de pago de los aumentos y los sueldos de los que faltan, sino cuando y como se pagarían los retroactivos adeudados, más la cláusula gatillo y regularizar la atención de Seros”.

Agregó que “es sumamente preocupante y llamativo que no haya definiciones concretas, genera un manto de preocupación, aunque en la previa el gobernador buscó poner paños fríos y pedir acompañamiento. Nos dijo que la cuestión mayor de la problemática es con Nación, la coparticipación en caída. Un sinfín de explicaciones que parecen entendibles, pero la única realidad es que desde todos los estatales necesitamos tener precisiones cómo se va a pagar el sueldo”.

Respecto a la cláusula gatillo que se deberá abonar para distintas áreas con los haberes de julio, explicó que “mo hubo definiciones, se habló de los retroactivos en cuotas, que no es aceptable de ningún punto de vista. Los incrementos por paritaria pagarlos en menos cuotas, pero esa definición la dará el día 5”.

Fuente: Diario Jornada