Por la Avenida Juan XXIII circulaba un Renault Fluence, tripulado por un joven menor de edad y a la altura de una calle sin nombre se produjo un fuerte encontronazo que hizo que tras una colisión, el Renault impactara contra un árbol.
A bordo del Fleuce circulaba un menor de 17 años tripulando el auto, acompañado por su madre de 36 y tres menores más, de 5, 11 y 17, y otro de 18 años; mientras que a bordo de un Fiat Cronos circulaba un hombre de 60 años al mando del mismo, acompañado por dos jóvenes de 19 años, uno de 18 y otro de 22, ninguno de los cuales resultó con heridas.
Las seis personas que circulaban a bordo del Renault fueron trasladadas al Hospital Andrés Isola para verificar la gravedad de sus heridas, aunque las mismas en principio no revestían gravedad.