«Se hizo Justicia, lo que esperábamos. La palabra es satisfacción y confianza en la Justicia, esto va a renovar la esperanza del resto, de muchas familias que también están necesitando que se haga Justicia. Sirvió mucho el acompañamiento tanto de la gente, de las chicas de las diferentes agrupaciones, de la familia, sus compañeros artesanos y de la prensa también», destacó Alejandra, su madre.

«El desahogo fue de mi mamá, la Flaca se crió en su casa, la abuela era su confidente, además mi papá está internado, por eso no pudo venir. Soy hija única, así que el dolor es muy profundo, mi mamá es guerrera, fuerte, pero hoy necesitaba descargarse», señaló sobre el momento desgarrador que se vivió en el sexto piso de los Tribunales de Trelew, una vez finalizada la lectura de la parte resolutiva de la sentencia.

«Mi hija me dio la mayor fortaleza, pero también los amigos heredados, mi familia, mi pareja y todos quienes se acercaron a apoyarlos», valoró la mamá de «Moly».

«Hay que cambiar conceptos, abrir la cabeza y darse cuenta de lo que hoy me pasa a mí, le puede pasar a cualquiera. Hay que lograr que los femicidas y violadores estén presos, no robaron una gallina, cometieron delitos graves, y para eso debe actuar la Justicia. Los movimientos apoyan y sufren, la gente no se acostumbra a que salgan y reclamen, pero si nos quedamos en nuestras casas, como vamos a lograr que quienes gobiernan y tienen el poder entiendan que nos están matando», fundamentó Alejandra.

«Esta etapa es misión cumplida por la Flaca, por defender sus convicciones. Ahora comenzaré a hacer mi duelo acompañada por mis seres queridos, mi familia y mi pareja que me banca en todo. Y cuando recupere fuerzas, acompañaré a la mamá de Rosa (Acuña), que está muy desamparada. Las personas que cometieron ese delito también tienen que estar presos», remarcó la mamá de Evelyn Tatiana Lehr.

Fuente: Radio 3