Un insólito episidio quedó registrado en las cámaras de seguridad de una vivienda, cuando dos hombres que se trasladaban en moto intentaron robarle a un joven, a punta de pistola, y tras el susto, este se salvó porque los criminales eran dos personas que conocía.

En el video, se puede ver cómo la víctima llega a una propiedad, en horas de la noche, toca el timbre y espera ser atendido para ingresar.

En ese preciso instante, se observa que una moto llega desde atrás y de ella baja un hombre armado. Este, le apunta al joven y le pide sus pertenencias. Inesperadamente, fue allí cuando ambos se reconocieron, se saludaron y se fundieron en un abrazo, situación por la cual el delito no se llevó a cabo.

Segundos después, el criminal armado se subió al citado vehículo y mientras comenzaba a desplazarse saludó amistosamente con la mano a su "víctima". 

Motochorro quiere asaltarlo pero se da cuenta que es su amigo