El pasado 19 de abril, Kane Takana falleció a los 119 años. La japonesa era el ser humano más viejo del mundo y hace un día, la noticia de su muerte se hizo conocida. Hace unos años había recibido la distinción por su edad en los récord Guiness.

Kane nació el 2 de enero de 1903 en la región de Fukuoka (suroeste de Japón). Este año se cumplió un siglo desde su casamiento con Hideo Tanaka (1922), con quien tuvo cuatro hijos y adoptó un quinto. Durante la organización para los Juegos Olímpicos de Tokio, ella y parte del staff tenían planeado que participe en los relevos de la antorcha. Sin embargo, la pandemia se lo impidió.

Kane Tanaka de joven.
Kane Tanaka de joven.

Entre sus pasatiempos favoritos se encontraban los juegos de mesa y resolver problemas matemáticos. Además, se sabía que era amante del chocolate y las gaseosas. Solía despertarse a las 6 am y estudiaba matemática y caligrafía.

El récord

En 2019, los Récords Guinness del Mundo la reconocieron como la persona viva más longeva del mundo. En esa ceremonia, le preguntaron cuál era el momento fue más feliz de su vida. Ella, con humildad respondió: "Ahora".