Con un poco de ingenio y voluntad alcanza para estar en forma sin tener que ir a un gimnasio. Y si a eso se le agrega el uso de unas bandas elásticas mejor todavía.

Este elemento es ideal para agregarle intensidad a los ejercicios, y viene en diferentes colores en base al grado de resistencia. Además, se trata de un artículo muy accesible.

Las bandas elásticas se utilizan habitualmente en Cross Fit y pilates, y sirven tanto para tonificar como para quemar grasa. Pero también se emplean en estiramientos e incluso para realizar algunos ejercicios luego de haber sufrido una lesión y cuando se necesita comenzar a entrenar de a poco, sin demasiado peso.

Así se las puede usar para ejercitar los brazos; las piernas (ya sea por medio de sentadillas o para hacer el “paso lateral”, o el “buenos días”); o, como ya fue señalado, para elongar, especialmente si se sufre el síndrome de fricción de la banda iliotibial, muy común entre corredores y ciclistas.