La pandemia de coronavirus, entre otras cosas, arrojó números rojos en los balances económicos de los clubes. En este contexto, todo ingreso se celebra y en Boca esperan ansiosos un pago de Francia.

En Argentina, como todo el mundo, la situación produjo que los equipos le pidan ayuda al Estado a través de los planes ATP (Programa de Asistencia al Trabajo y la Producción) y REPRO (Programa de Recuperación Productiva), para mantener sus finanzas. Ahora al Xeneize le entraría una importante suma por parte del PSG.

¿Por qué el elenco parisino deberá pagarle al conjunto de Miguel Russo? Tiene que ver con la adquisición en enero del 2019 de Leandro Paredes. Los franceses se lo compraron al Zenit ruso, pero como el volante es producto de las inferiores del club argentino, le corresponde una parte.

47 millones de euros pagó el PSG por el volante y de esa torta, Boca aún sigue comiendo. Es que al club que preside Ameal tiene acceso al 3,5% por derechos de formación, lo que equivale aproximadamente a 1,5 millones de euros, dinero repartido en tres pagos.

La tercera cuota vence el próximo 15 de agosto, por lo que antes el Xeneize recibirá un monto equivalente a 519.000 euros por el talentoso mediocampista que hace siete años emigró al Viejo Continente.