Otra que opinó sobre los dichos de Susana acerca de resolver el tema de la pobreza poniendo gallineros, fue otra diva del espectáculo: Moria Casán, que con su lengua filosa no la perdonó.

Consultada sobre el tema opinó: "Una filósofa actual: 'a la gente del Norte hay que enseñarle a criar gallinas'. Está muy bien... Al Norte pero con el anillo de brillantes... ¡Su, te queremos igual! Pero este fue el granero del mundo, ahora es el lavadero".

"Es fin de año, todos están con un traguito, ella viene en helicóptero, está llena de millones, está en otro Sistema Solar", continuó, al tiempo que agregó que ahora "le vino una cosa de la familia Ingalls".

"Tiene un (terreno) que está por vender en 15 millones de dólares, otro está 20 millones de dólares... Ella cría plantas (sic), cría gallinas, cría aves y le trata de pasar lo mejor de ella a la gente. Lo que pasa es que la gente no tiene cien palos verdes como ella. That is de problem (ese es el problema)", explicó Moria.

"Está condenada a una tapa y sabe que cada cosa que dice va a salir. Esto, dentro de su personalidad, es un acting para que rebote. Le interesa seguir rebotando aunque sea para que la critiquen. No le importa nada. Si no tiene ningún problema", arremetió.

"El otro día su nietita se peleó, parece que estaba un poquitito excedida de tragos, como estamos todos, y a mí me parece que ella también... Ella lo único que quiere decir es que no quiere que este país sea comunista, que no quiere los 'K' y que no quiere el 30% de impuestos y siempre tiene el mismo discurso. Y después cuando le preguntás algo, dice: '¿Qué? ¿Qué dijiste? ¡No, yo no digo!' y se mete en el coche o en la limusina y se va", agregó picante.