El peronismo y el socialismo se disputan una gobernación clave, además de contar con más de 2 millones de votantes, será un escrutinio muy reñido. El candidato del Gobierno no llegaría al 15%.

Tras las internas del pasado 28 de abril, el socialismo pone en juego 12 años ininterrumpidos de mandato. Luego de esa fecha, quedaron 3 listas para definir, Cambiemos por un lado con José Corral es el que menos chances tiene. Todo pasará desde el Frente Progresista, Cívico y Social con Bonfatti y Juntos con Perotti. De esos frentes saldrá el nuevo gobernador de una provincia que es clave para las nacionales ya que cuenta con el 8,1% de padrón a nivel nacional.

Con 2.669.708 de votantes habilitados exactamente, concurrirán a las urnas en lo que se espera sea una elección muy pareja entre el socialismo con Antonio Bonfatti y el peronismo de Omar Perotti. Recordemos la última elección provincial del 2015, el resultado marcó menos de 1500 votos de diferencia entre la fuerza socialista y progresista contra el PRO Federal.

En Santa Fe, se prestará atención a las ciudades con la mayor cantidad de personas, como son los casos de Rosario que cuenta con 726.746 electores, Santa Fe capital la otra ciudad que tiene 287.637; Rafaela alcanza a los 66.396; Villa Gobernador Gálvez 63.176 y Venado Tuerto con 55.690 votantes. Los electores habilitados a votar, ademas de gobernador y vice, también elegirán 50 diputados y 19 senadores provinciales.

En las PASO del 28 de abril, el justicialismo con sus candidatos obtuvo 704.168 votos (39,90%). Sin embargo, el candidato que mayor cantidad de votos tuvo fue Bonfatti, donde obtuvo un 28,92% de los sufragios. En el tercer lugar quedó la fórmula encabezada por José Corral con Cambiemos que consiguió un 18,30%.

En las elecciones del 2015, si bien no ganó la fuerza del oficialismo nacional, fue muy reñida hasta el ultimo momento. Ganó Miguel Lifschitz como gobernador de la provincia y en aquella oportunidad, el representante del Frente Progresista Cívico y Social se impuso ante Miguel Del Sel, candidato de la Unión PRO Federal, por 1496 votos (30,64% a 30,56%), el peronismo también estuvo en la pelea pero con un punto más abajo y con el 29,3%. En esta oportunidad podría repercutir contrariamente para Mauricio Macri, ya que desde el 2015 al 2019 perdió 12 puntos de los votos si lo comparamos con las primarias de abril.

No obstante, la tendencia del PRO o Cambiemos en términos nacionales fue diferente en el ballotage. En la segunda vuelta que enfrentó a Daniel Scioli con Mauricio Macri, la provincia santafesina se inclinó por el actual presidente quien le ganó por una diferencia de 234.295 votos al ex gobernador bonaerense, que en el conteo nacional la diferencia fue por 678.774 en el 2015.