Tocó en la ciudad de Palpalá en un estadio Olímpico repleto, presentando la gira "Marginados".

La emblemática banda de rock La 25 volvió al Norte y lo hizo con un show masivo en el estadio Olímpico de Palpalá, sin dudas que fue un reencuentro extraordinario entre los oriundos de Quilmes y el público jujeño, ya que hace rato que no se daba la oportunidad, ahora se pudo gracias a la gira "Marginados", donde se presentó el flamante disco "Entre cuervos y chacales".

Más de dos mil personas acudieron y celebraron la catarata de hits con la que arrancó la banda, con "La Rockera", "No pares" y "Adicción", las primeras canciones y melodías que levantaron la temperatura en la fría noche de la ciudad siderúrgica, donde brillaban las luces, flameaban un montón de banderas de Jujuy y Salta, colgaban los trapos de los fanáticos y fundamentalmente se respiraba ese aire de rock como hace rato no se daba.

Indudablemente fue una presentación esperada por los presentes, todos disfrutaron cada melodía, cada canción y cada fracción del show, que fue pensado con una lista que llevó repasar los más de 20 años de la histórica formación bonaerense, sonaron canciones del último disco como "Marginados" y los clásicos de siempre como "Mil canciones", "Solo voy", "Cruz de sal" y otras.

Antes de la principal presentación de la noche, inauguraron el momento rockero los salteños de Perro Ciego, la banda de Marcelo Salchi rockearon a lo grande, brindando ese condimento de un grupo sólido y con gran llegada al público stone exigente, lograron realizar una gran previa y ponerle color y región a la noche, antes de la presentación de La 25.

Claro que en todo el recital, hubo pogo y se sentía la alegría de la gente, el grupo mantuvo en alto el estandarte del rock de barrio, con un show de casi dos horas, que fue impecable, donde los comandados por Mauricio "Junior" Lescano se destacaron, con esa impronta de rock cuadrado, estampado en canciones propias y potentes, una entrega completa para los seguidores, con cuatro guitarras, bajo, batería, teclados y los vientos característicos.

El aterrizaje de La 25 en Palpalá fue como consecuencia de un tour que los llevó a recorrer toda la Argentina; en el Norte, únicamente tocaron en Tucumán y Jujuy, por ello hubo una gran presencia de salteños en este show, más de ocho grupos de fanáticos que vinieron en combis y colectivos se hicieron sentir y ver con sus numerosos trapos.