Durante el día de ayer, miles de militantes tanto "providas" como "pro aborto legal" se acercaron a las inmediaciones del Congreso para manifestarse a favor y en contra del proyecto de Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo.

Divididos por sectores ubicados en las adyacencias del Parlamento, las militantes feministas hicieron vigilia y durante la tarde compartieron cantando canciones y bailando, como ya es costumbre en el "sector verde".

En el lado "celeste" se hizo presente la figura del feto gigante como en cada manifestación en contra de la legalización del aborto y además quedó registrada una particular escena.

Párrocos asistieron a las inmediaciones de la Avenida Entre Ríos y confesaron a fieles, quienes posteriormente comulgaron al mismo tiempo que dentro de la Cámara baja los senadores daban su veredicto durante el debate.