A poco más de tres meses de la muerte de Diego Maradona el escándalo no termina. Al finalizar la marcha en el Obelisco para pedir justicia por el astro del fútbol y tras una conmovedora publicación la cuenta de Instagram de Dieguito Fernando fue dada de baja, a causa de varias denuncias, motivo por el cual Verónica Ojeda estalló y volcó todo su enojo en sus historias.

"Personas maliciosamente, denunciaron la cuenta de mi hijo sólamente porque comparto fotos de su papá con él. Evidentemente, es alguien al que le molesta y mucho que se publiquen fotos de Diego con su pequeño y amado hijo Dieguito Fernando" y remató: "Sos un ser nefasto y lo sabés" manifestó.

Y luego cerró: "Aunque a muchos les moleste, voy a seguir publicando miles de fotos y videos de ellos porque Dieguito es su pequeño Pipí, como le decía él".