La ensayista Beatriz Sarlo confirmó que le ofrecieron vacunarse contra el coronavirus cuando aún no le correspondía, al declarar está mañana como testigo en la causa que investiga el posible desvío de dosis y que lleva adelante la jueza María Eugenia Capuchetti

"No acepté vacunarme porque tengo ética", declaró Sarlo a la prensa al arribar a los tribunales de la calle Comodoro Py para declarar como testigo y confirmó que daría "toda la información" a la jueza del caso.

Sin embargo, varios colegas suyos salieron a desmentir sus dichos para decir que lo que en verdad había hecho Soledad Quereilhac, esposa del gobernador bonaerense Axel Kicillof, era invitarla a vacunarse en el supuesto plan de vacunación a figuras artísticas que finalmente no realizó la Provincia de Buenos Aires

El periodista Pablo Duggan reveló que la actitud de Sarlo es "vergonzosa y muy poco seria" y comentó los motivos para negarse a la recibir la inmunización contra el Covid-19: "Nunca le ofrecieron ninguna vacuna bajo la mesa. La invitaron a participar en el programa de concientización de vacunación que finalmente no se hizo en provincia de Buenos Aires", aseveró.

Pablo Duggan on Twitter

Además, indicó que como Beatriz Sarlo no tiene domicilio en provincia desistió de participar, y comentó que "nunca hubo nada ilegal ni extraño. A veces las ansias de figurar son irresistibles, aún para intelectuales de su talla. Gran papelón de Sarlo", esgrimió. 

En tanto, el periodista Ramón Indart publicó la invitación que se le realizó desde la gobernación de Buenos Aires a la ensayista de 78 años y aseguró: "No fue 'antes de tiempo' ni por debajo de la mesa. El ofrecimiento a Sarlo se lo hizo la mujer de Kicillof por escrito en medio de la campaña de concientización donde buscaban famosos e intelectuales para remarcar que la vacuna era segura".

Ramón Indart on Twitter

Los investigadores de la causa en la que se encuentra imputado el exministro de Salud Ginés González García, escucharon como testigos a médicos y empleados del Hospital Posadas, donde eran derivadas personas desde el Ministerio para vacunarse.