La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner se aplicó la primera dosis de la vacuna rusa Sputnik V el pasado 24 de enero y, tras varios días de la inoculación, comentó cuáles fueron las sensaciones que sintió luego de la inyección contra el coronavirus.

En una breve charla que mantuvo en la calle cuando salía de su hogar con una militante que le consultó acerca del padecimiento de algún síntoma, la expresidenta comentó: "No sentí nada, absolutamente nada".

La charla duró unos segundos y respetando los protocolos mediante el distanciamiento social, Kirchner respondió que todo estuvo "de diez", y le comentó que ella siempre fue "muy aprensiva" al dolor físico y que los expertos en salud señañaron que podría aparecer "alguna febrícula o alguna reacción", pero en su caso particular no tuvo "absolutamente nada".

"Ni el pinchazo sentí", agregó por último la vicepresidenta antes de subirse al auto, mientras la militante la despedía y deseaba pronto poder vacunarse.

Cristina Fernández se aplicó la primera dosis de la vacuna rusa Sputnik V en el hospital Presidente Perón, ubicado en el municipio de Avellaneda, el último 24 de enero y decidió notificarlo desde sus redes sociales.

"En el Hospital Presidente Perón de Avellaneda, vacunándonos con la Sputnik V. Haciéndolo, no solo me estoy cuidando, sino que también cuido a los demás", comentó en aquella ocasión.

Cristina Kirchner on Twitter