El senador Esteban Bullrich regresó al recinto de la Cámara de Senadores, por primera vez tras confirmarse su diagnóstico de Esclerosis Lateral Amiotrófica (ELA) una enfermedad degenerativa que afecta su aparato motor y le impide expresarse normalmente. 

Por reglamento en la Cámara alta están prohibidos los aplausos, pero el senador José Mayans, jefe del bloque del Frente de Todos, ponderó el esfuerzo de Bullrich al presentarse en el recinto. 

Inmediatamente comenzaron los aplausos de todos lo miembros de la Cámara y la titular, Cristina Kirchner, encabezó el homenaje a Bullrich. 

Tiempo atrás, Bullrich había destacado en una entrevista, un llamado telefónico de la vicepresidenta de la Nación, al conocerse oficialmente su diagnóstico de ELA.