La gran afluencia de turistas a la ciudad balnearia de Mar del Plata, en medio de la fuerte suba de contagios de coronavirus, produjo tensiones en los centros de testeo que colapsan por la cantidad de personas que se acercan a realizarse la prueba de coronavirus

 Las cámaras de la señal C5N registró uno de estos momentos en donde las personas se enfrentaron duramente con los enfermeros que anunciaron que el centro de testeo se trasladaba Playa Grande tras realizar cientos de pruebas. 

Las personas que esperaron su turno de testeo, reclamaban que les dieran un número para ser atendidos con prioridad en el nuevo punto, pero ante la negativa, comenzaron a agolparse uno al lado de otro y a gritar a los enfermeros que estaban a cargo de los hisopados.

"Nos testean o rompemos todo", "ustedes nos están tomando el pelo", se escuchaba. La respuesta de los enfermeros fue "¿No entendés que no me dan las manos?". 

La tensión fue en aumento en el lugar, hasta que un hombre agredió al médico con un empujón. Acto seguido, tuvo que intervenir la policía para bajar la tensión y dispersar a la gente.

Los profesionales de la salud anunciaron que tenían que desarmar el camión porque había terminado el horario de atención en ese punto y que "no podían más" porque era demasiada la gente que estaba esperando y "poco el personal disponible para la atención".