Tras la clausura por fiestas clandestinas en dos viviendas, una ubicada en un barrio cerrado en Ingeniero Maschwitz y la otra propiedad en Loma Verde, el polémico youtuber uruguayo Yao Cabrera, propietario de las mismas, le pidió a sus seguidores que agredieran al intendente de Escobar, Ariel Sujarchuk, quien ahora es víctima de un cyberataque en sus redes sociales.

La fiesta clandestina organizada por el creador de contenido en pleno pico de contagios por Coronavirus contó con la asistencia de entre 50 y 100 personas, quienes rompieron todos los protocolos sanitarios establecidos por decreto con el objetivo de no propagar el virus.

"Vayan y pidanle al intendente y digale que no seainjusto con nosotros, ¿cómo puede ser que un intendente no permita que te dejen traer comida?", le exigió Cabrera a sus seguidores mediante un video que subió a sus redes sociales, lo cual es no es cierto, ya que la casa esta clausurada para la realización de fiestas clandestinas, como la celebrada horas atrás.

Ante las instigaciones y acoso sufrido, Sujarchuk emitió un comunicado en las redes sociales en el que expresa que "no vamos a permitir el delito de acoso o amedrentamiento"  y agregó: "como autoridad me pongo al frente para proteger a los vecinos y vecinas y denunciar a todos aquellos que violan la ley".

"Me presentare en la justicia para frenar las injurias y la instigación violenta en redes sociales de aquellos que ponen en riesgo la salud pública de los escobarenses" ,aseveró el intendente.

Además, el jefe municipal aseguró que "mañana mismo" se presentará ante la Justicia "para denunciar las injurias".

"Pretende solidaridad de su público, alterando la realidad sin medir las consecuencias de una conducta violenta, injuriante, amedentradora, abusiva y falaz. La juventud de sus seguidores no otorga impunidad: el acoso es un delito en el que los adultos tenemos responsabilidad" sentenció Sujarchuk en el comunicado que publicó en su cuenta oficial de Facebook.

En tanto, señaló que no va a dejar que le tuerzan el brazo y aseguró: "La juventud no es sinónimo de impunidad, las fiestas no pueden violar las normas , el acoso virtual es delito."

 

"Yo sé que este chico vive del escándalo , pero mi tarea es garantizar la vida, el respeto a las normas y generar una sociedad más justa.", concluyó.

 

ME PRESENTARÉ EN LA JUSTICIA PARA FRENAR LAS INJURIAS Y LA INSTIGACIÓN VIOLENTA EN REDES SOCIALES DE AQUELLOS QUE PONEN...

Publicado por Ariel Sujarchuk en Lunes, 12 de octubre de 2020