A pesar de los imparables contagios en todo el mundo y la mayor transmisibilidad del Coronavirus producto de las mutaciones, en Brasil, cientos de personas asistieron a un multitudinario concierto en el cual no existió ningún tipo de protocolo, cuidado, ni distanciamiento social.

Al día de ayer, el país que preside Jair Bolsonaro registro 29.792 nuevos contagios de Covid-19, alcanzando así la escalofriante cifra de  8.105.790 infectados desde que comenzó la pandemia y un saldo de 203.140 fallecidos.

Lo ocurrido en el estadio Penão, en la microrregión de Campo Maior a 80 km de Teresina, perteneciente al estado de Piauí, puede describirse únicamente como descontrol.

Las imágenes muestran a cientos de personas agolpadas unas sobre otras, sin mantener la distancia, tal como si la pandemia no existiera o ya hubiera pasado.