Hace unas semanas, Mateo Bustos Pecaut no se imaginaba que en cuestión de segundos podría volverse viral. Es que la emoción por ver qué conseguía la victoria del triatlón lo distrajo, y finalmente, terminó en segundo puesto.

“La carrera, sacando lo que pasó, me quedo con las sensaciones de que fue muy buena. Yo pensé que la tenía ganada. Por confiarme y festejar antes se viralizó lo otro, para mí es un aprendizaje. Fue el mejor segundo puesto de la historia porque me hice conocido, expresó entre risas.

El increíble blooper de un atleta argentino: ¡festejó antes de tiempo!

Luego, Mateo agregó: “Me llegaron mensajes de todo tipo, algunos más agresivos que otros. Pero bueno, hoy me tocó a mí. Le ha pasado a grandes deportistas, lo veo como una anécdota. Mañana es un día nuevo y me tengo que enfocar en la carrera de este domingo"

Festejó antes y se quedó con el segundo puesto

El triatlonista de 24 años emigró a España en búsqueda de conseguir una diferencia económica. Finalmente, El club Multiesport Benitatxell lo albergó y ahora pretende seguir consiguiendo logros en su carrera deportiva. De esta manera, su próximo desafío será el mundial Iron Man, el cual se disputa este año en Nueva Zelanda.