El presidente Alberto Fernández, asumió este viernes la presidencia pro témpore de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños en nombre de Argentina que fue seleccionada por consenso de los demás países miembros para ejercer dicho rol.

En el Palacio San Martín, el presidente habló ante los demás miembros de la Celac y sostuvo que el organismo "no nació para oponerse a nadie". Además destacó el apoyo que Argentina recibió de parte de los estados miembros en las negociaciones por la deuda con el Fondo Monetario Internacional. 

"Quiero dar las gracias por el apoyo que la Argentina ha recibido de todos en la negociación que se está llevando adelante con el Fondo Monetario Internacional", remarcó. 

Fernández agradeció al presidente mexicano Manuel López Obrador por su rol como presidente a lo largo del anterior período y además agregó que "nos gustaría discutir en conjunto estrategias que permitan concertar posiciones a nivel regional de la CELAC ante los organismos financieros internacionales y regionales". 

 El canciller Santiago Cafiero afirmó en este marco que "es un gran honor y un orgullo" que Argentina estar a cargo de la presidencia pro témpore de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (Celac), y aseguró que el objetivo "será la búsqueda de consensos". 

"Es un gran un orgullo y un honor para nosotros ejercer la presidencia pro témpore de la Celac. Vamos a trabajar por la integración, el respeto a las instituciones democráticas y contra la corrupción", agregó.