El diputado nacional por el Frente de Todos Rodolfo Tailhade, denunció penalmente al exministro de Transporte Guillermo Dietrich y al exadministrador de la Dirección Nacional de Vialidad (DNV) Javier Iguacel por "el desvío de 1.300 millones de pesos que debían destinarse a realizar obras de seguridad vial".

El legislador manifestó que "en octubre de 2017 la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV) y la DNV suscribieron un convenio de cooperación para señalizar distintos tramos de las rutas nacionales 5, 7, 8, 22 y 34, instalar líneas vibrosonoras y agregar cartelería inteligente, pero las obras no se realizaron y se desconoce el destino del dinero", indicó Tailhade.

Denuncian penalmente a Dietrich e Iguacel por "desvío de fondos"

Además de estos dos exfuncionarios del gobierno de Cambiemos, también fue denunciado el exdirector de la Agencia Nacional de Seguridad Vial Carlos Alberto Pérez.

Denuncian penalmente a Dietrich e Iguacel por "desvío de fondos"

Según la Agencia Télam, el diputado precisó que "la cláusula cuarta del convenio estableció que la ejecución de las obras (en las provincias de Buenos Aires, Río Negro y Salta) debía realizarlas la DNV, y que la ANSV aportaría los fondos necesarios".

Y agregó: "Pero estos trabajos que debían garantizar la seguridad de quienes transitan por estas rutas jamás se hicieron, según documentó una auditoria de la Asociación Argentina de Carreteras. De los $ 1.314.065.056 girados por la ANSV entre el 5 de diciembre de 2017 y el 9 de diciembre de 2019 (el último día del Gobierno de Cambiemos), sólo se rindieron $ 8.287.898,40. Se desconoce el destino final de los otros $ 1.305.777.157,60", continuó.

En ese marco, Tailhade ratificó que “las obras no se realizaron y el dinero no está", al mismo tiempo que resaltó: "Vale recordar que Dietrich fue el recaudador de la campaña presidencial de Mauricio Macri, e Iguacel compitió por la intendencia de Capitán Sarmiento".

No obstante, señaló: "Además del daño económico contra el Estado, aquí estamos hablando de vidas humanas que se pierden por las obras que Dietrich e Iguacel no realizaron".

Y sobre el final de su exposición, cargó contra Macri: "No resulta descabellado deducir que esos 1.300 millones de pesos fueron robados para financiar la campaña de Macri y sus secuaces”, aseveró.
La denuncia recayó en el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal Nº 10, a cargo de Julián Ercolini, e investigará el fiscal Germán Pollicita.