Bloques de la oposición emitieron este martes en un plenario de las comisiones de Justicia, de Asuntos Constitucionales y de Presupuesto de la Cámara de Diputados un dictamen de mayoría para implementar el sistema de Boleta Única de Papel para las elecciones del 2023, mientras el Frente de Todos (FdT) presentó un pronunciamiento propio que rechaza esa iniciativa.

Juntos por el Cambio (JxC), el Interbloque Federal y Juntos por Rio Negro reunieron 58 firmas en las tres comisiones, mientras el Frente de Todos consiguió 57 firmas en contra de la Boleta Única.

Ahora, la oposición analiza pedir una sesión especial para el 15 de junio para tratar este despacho, para cuya aprobación necesitará 129 votos afirmativos. Con los tres bloques suma 126 sufragios y si agrega a los cuatro diputados de la derecha alcanzará 130 diputados.

Desde el oficialismo, el presidente del bloque del FdT, Germán Martínez, expresó: "Nosotros venimos a este debate, que es una simulación porque ni siquiera pudimos discutir entre nosotros las posiciones políticas".

"No pudimos hacer un análisis de lo que se dijo en reuniones anteriores respecto a los distintos invitados y encima se dicen cosas que van en contra de lo que los bloques opositores manifestaron en otras instancias. Me parece que si queremos encontrar una forma de llevar adelante el debate, no es justamente dando consejos a nuestro bloque", amplió.

Además, recordó la actitud asumida por la oposición cuando se incorporó el voto optativo a los 16 años y en ese sentido señaló que cuando se discutió la iniciativa hubo 130 votos y 123 ausencias, con lo cual se preguntó si "no confiaban en los jóvenes para ampliar el sufragio".

El dictamen de mayoría establece que el sistema de Boleta Única de Papel se aplicará para las primarias PASO y las elecciones generales para elegir presidente, vicepresidente, senadores, diputados y legisladores del Mercosur, aunque en estas últimas dos categorías solo aparecerán nombres y fotos de los primeros cinco candidatos.

Además, se permitirá votar la lista completa y utilizar, si así lo autoriza el sistema electoral provincial, el esquema BUP, pero se deberá hacer en boleta y urna separadas. Y se autorizará el voto por correo electrónico a los extranjeros que se aplicó hasta 2019.

La reunión, que fue presidida por los titulares de las comisiones -los oficialistas Rodolfo Tailhade, Hernán Pérez Araujo y Carlos Heller- comenzó con un informe de la diputada del PRO Silvia Lospenatto, quien detalló aspectos del dictamen que impulsa la mayoría de las bancadas opositoras.

Al respecto, la legisladora indicó que el dictamen consensuado por JxC, el Interbloque Federal y Juntos por Río Negro se asemeja al sistema de boleta única utilizado en Córdoba, "donde se hace constar todas las categorías que están en juego en el ámbito nacional y solo cada cuatro años se verán todas las categorías".

"Llegamos a este plenario después de hacer lo que la sociedad argentina nos reclama como dirigencia política: construir un gran consenso. El objetivo común es la mejora de nuestro sistema democrático y la boleta única apunta a eso", agregó.

Apuntó, en tanto, que el dictamen "incluye en la votación general la opción de la lista completa por una agrupación" y que "hemos optado por mostrar los primeros cinco nombres de la lista y eso va a permitir que en 20 provincias tendrán la oferta completa". Además señaló que se decidió "permitir el correo por voto electrónico para los ciudadanos que están en el exterior", como regía hasta 2019.

También, explicó que se ha "regulado la posibilidad de que una provincia pueda optar por el sistema de simultaneidad, pero en boletas y urnas separadas".

Críticas del Frente de Todos


Desde el oficialismo, Paula Pennaca afirmó: "Estamos de acuerdo en debatir, en mejorar las normas que permiten que cada ciudadano y ciudadana pueda ejercer su derecho al voto, pero no de manera intempestiva, con poco debate y con poco tiempo para implementarla".

Señaló que en 2013 se aprobó en la ciudad de Buenos Aires la boleta única electrónica y en 2015 fue "la ultima vez que se usó", y en las elecciones sucesivas "no se optó en ninguna elección por la boleta única de papel ni electrónica" y recordó que en 2015 el radical Martín Lousteau "denunció fraude".

En su discurso, marcó que la unión de los bloques opositores "no le asombra porque eso demuestra una vez mas que solo se juntan con el ánimo de obstaculizar e imponer un sistema nuevo a tan pocos meses de la próxima elección.

En el cierre del debate, el diputado del FdT Eduardo Valdés sostuvo que "la forma del voto no es una falencia que tenga la democracia argentina para con su ciudadanía".

"En el '83 decían que el peronismo iba a robarse la elección con sus punteros. Y ganó (Raúl) Alfonsín. Después hicieron las cosas mal y cambió el gobierno. Hubo alternancia en el poder, como siguió habiendo los años subsiguientes. Nadie cuestionó los triunfos de uno u otro partido", aseveró.

Por su parte, el diputado de la Coalición Cívica-JxC Juan Manuel López señaló que "nosotros hoy vamos a darle dictamen y también tiempo para que sea valorado y estudiado, para que el año que viene en las elecciones nos tengan a nosotros más legitimados y a la sociedad más empoderada".

Desde la izquierda, Myriam Bregman (FIT-U) señaló que "evidentemente con boleta única no alcanza para hablar de una verdadera democratización del sistema electoral, que tiene que ser una discusión más integral".