La ministra de Educación de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Soledad Acuña , reafirmó que a aquellos maestros y maestras que no asistan a las escuelas a partir del 17 de febrero sin presentar una licencia justificada, se les descontará el día.

En diálogo con Radio Mitre y después del anuncio de Ute-Ctera sobre una "retención de tareas", la funcionaria expresó: " Dicen que habrá retención de servicios, pero es una medida de fuerza y ​​cada vez que hay una medida de fuerza , al docente que no trabaja sin tener una licencia justificada se le descuenta el día ".

En esa línea, la ministra disparó contra los gremios que " tienen una postura política partidaria ": " Con esos que tienen una política partidaria como decisión de trabajo no podemos hacer nada. Con el resto vamos a seguir conversando ", esgrimió.

Sobre el comienzo de las clases en pleno rebrote de Covid-19 en Argentina, Acuña se justificó: "La propuesta la elaboramos con docentes, directivos y especialistas en educación. No es una decisión improvisada, no es algo inventado. Es algo posible, realista y algo necesario porque los chicos estuvieron un año sin clase sin haber podido aprender entre pares y estar con sus docentes".

"La escuela a la que volvemos no es la de marzo del 2020 pero tampoco la del año pasado ya que la regla va a ser la presencialidad y la excepción la educación remota. Tengo la confianza de que vamos a tener clases el 17 de febrero", sostuvo.

Por ultimó aseguró que el Gobierno de la Ciudad " puso a disposición de las escuelas todo el material de higiene y de salud necesario como los tótems con alcohol en gel, termómetros, máscaras para docentes, jabón, y papeles para los baños ", respecto a los cuidados sanitarios para evitar contagios de Coronavirus.