La periodista macrista Cristina Pérez pasó de militar la anticuarentena a realizar el noticiero habitual de Telefé desde su casa.

Es que tras producirse una cadena de contagios de Covid-19 que comenzó en el programa de Lizy Tagliani, tanto ella como su compañero de trabajo Rodolfo Barili tuvieron que realizarse los hisopados correspondientes.

No obstante, decidieron comenzar el noticiero y anunciar sus resultados negativos en vivo, mientras cada uno revisaba los informes de la Fundación Doctor Rossi.

“El canal ha decidido testearnos. Y nos parecía que sin tener esos resultados, más allá de que sintiéramos que no estuvimos en riesgo, no teníamos que volver al canal. La verdad es que el virus es tan contagioso, que tenemos que ser coherentes con lo que te contamos, te explicamos y en lo que te pedimos cuando te decimos que te cuides", manifestó Barili. 

Desde que se decidió el aislamiento social, preventivo y obligatorio, la periodista se manifestó en reiteradas ocasiones en contra de la cuarentena y protagonizó escándalos al aire con el ministro de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires, Sergio Berni, y con el presidente de la Nación, Alberto Fernández, que se convirtieron rapidamente en tendencia.