TEMAS DE HOY:

|

Graciela Sosa: "Espero que a los jueces no les tiemble la mano"

Así lo afirmó la madre de Fernando Baez Sosa, tras el fin de la primera jornada de alegatos en la etapa final del juicio por el joven asesinado en 2020.

Miércoles, 25 de enero de 2023 a las 20 50,

Por Juan Manuel Armesto

Miércoles, 25 de enero de 2023 a las 20 50,

Este miércoles, se llevó a cabo en el Tribunal en lo Criminal N°1 de Dolores, la primera jornada de alegatos por parte de la querella de los familiares de Fernando Baez Sosa, el adolescente asesinado el 18 de enero de 2020 por un grupo de ocho rugbiers a la salida del boliche Le Brique, en Villa Gesell. 

En la jornada de hoy, fue el turno de las exposiciones de Fabián Améndola, Fernando Burlando, los abogados defensores de los familiares de la víctima y Juan Manuel Dávila y Gustavo García, llos fiscales de la causa. Tanto la fiscalía como los letrados coinciden en la solicitud de condena a cadena perpetua para los ocho acusados, quienes actualmente están presos en la Unidad Penal N° 6 de Dolores y acusaron por falso testimonio a Patricio Guarino y Tomás Colazo. 

El abogado defensor, Fernando Burlando, pidió la máxima pena para los rugbiers argumentando que "todos asesinaron a Fernando" y que el joven quien en ese entonces tenía 18 años "fue fusilado a golpes". Por otra parte, Gustavo García, uno de los fiscales de la causa, aseguro que tanto Colazo como Guarino "ocultaron y omitieron todo lo que vieron" para encubrir a los acusados. 

Tras la jornada, quienes salieron a declarar ante los medios fueron Graciela Sosa y Silvino Baez, los padres de Fernando. La mujer, con lágrimas en los ojos y todo su llanto contenido, aseguró: "Mi hijo fue asesinado de la peor manera y quiero que paguen. Quiero que le den la pena máxima, espero que a los jueces no les tiemble la mano", y agregó. "Desde siempre hemos pedido que sea para todos una condena ejemplar. Veo a mi hijo ahí arrodillado y que todos los que lo rodeaban le dieron patadas. Todos son asesinos, no tuvieron piedad". 

Por su parte, Silvino, el padre de la víctima, afirmó que los rugbiers "Deben pagar lo que hicieron" y que "los jueces deben pensar en sus hijos". "Hoy fue una jornada muy dura, muy difícil, pero se que va a salir todo bien y se va a hacer justicia", agregó el hombre. 

El contundente alegato de Burlando: "Fernando fue fusilado a golpes"

El abogado Fernando Burlando encabezó un contundente alegato contra los 8 rugbiers y adhirió al pedido de la fiscalía de condenar a la pena de prisión perpetua para los ocho rugbiers que están siendo juzgados por el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 1 de Dolores. Y lanzó: "Fernando Báez Sosa "fue fusilado a golpes".

"La imagen de Fernando de rodillas pidiendo clemencia. Esa es la imagen que para esta representación justifica ni más ni menos el pedido de prisión perpetua para los acusados", afirmó el letrado del particular damnificado en su exposición ante el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 1 de Dolores. Burlando adhirió "en un todo" al alegato de la fiscalía y señaló que Fernando "fue objeto" de "una cacería humana".



"Todos, absolutamente todos participaron, todos asesinaron a Fernando. Nuestro reclamo de Justicia ante lo que no dudamos en llamar el suplicio de Fernando, la responsabilidad de quienes fueron sus ocho asesinos, se resume fundamentalmente en dos momentos de salvajismo y de horror", describió.

"Fernando de rodillas, sus manos en el piso y sin siquiera mirar, porque tal vez entendió que esa mirada podía significar una falta de respeto, levanta su mano y pide clemencia. La respuesta fue una patada a la cabeza, una más y otra más", indicó Burlando, quien describió a la víctima en ese momento de la agresión como "una bolsa de papas".

Para el letrado, los acusados "tomaron la decisión y mataron" y remarcó: "Hubo voluntad de matar y por eso mataron. Tendieron esa madrugada sobre Fernando un verdadero cerco humano poder actuar sobre seguro."

"Los ´azotadores´ estaban ahí cerca, pegados y decidían el momento oportuno para castigar a Fernando a mansalva. Previamente lo marcaron, lo cercaron, esperaron el momento justo en que se retiran los funcionarios policiales así no tenían ningún tipo de valla, nada que los frene", señaló.

Y continuó: "Una vez rodeado, lo atacaron por diferentes flancos. Aunque el ataque clave fue el que impusieron por detrás y todos, absolutamente todos juntos." Para Burlando, los acusados "eran los cazadores y querían su trofeo".

 

Últimas noticias