Esta semana se hizo viral un video de unos agentes municipales de Pinamar queriendo sacarle la canasta de churros a un vendedor ambulante que estaba trabajando en la playa. Luego de que la gente lo defendiera, el joven habló con Radio Rivadavia y rompió el silencio.

Lucas Dominguez, el joven churrero, comenzó: "No soy dueño de una mega churrería como dicen. Es complicado acá en Pinamar. Desde el 2008 vendo churros en la zona".

Sobre la sanción de los agentes municipales, Domínguez contó: "Me hicieron un acta pero no firmé nada. Obvio que voy a seguir trabajando, vivo del día a día". Acto seguido, apuntó contra Martín Yeza, intendente de Pinamar, quien además defendió que al joven le quisieran sacar su canasta con churros: "La municipalidad de Yeza es una vergüenza".

Pinamar: turistas impidieron que los inspectores le saquen la canasta a un churrero

El hombre es techista durante el año y sale a vender churros durante la temporada. Luego, volvió a disparar contra el mandatario municipal y su administración al decir que "está muy complicado el tema de seguridad en Pinamar”.

Por último, dijo que le gustaría conocer a Cristina Kirchner, ya que se siente identificado con su partido y habló de cómo eran las ventas durante el gobierno de Mauricio Macri. "Me encantaría conocer a Cristina Kirchner, con Mauricio Macri se nos hizo muy difícil para vender”, cerró.

Tweet de data diario