El pasado viernes, la ministra de Salud, Carla Vizzotti, anunció que la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) autorizó el uso de emergencia de la vacuna china Sinopharm contra el coronavirus en niños de entre tres y 11 años.

A partir de esta noticia, en La Nación+ comenzaron a cuestionar la aplicación del inoculante en ese rango etario. Fue Tato Young el encargado de llevar a cabo la operación mediática: "Me parece una irresponsabilidad absoluta. Perdón que lo diga así", comenzó.

"Si yo tuviera un chico de entre tres y 11 años no le voy a aplicar esta vacuna hasta que no la apruebe alguien abiertamente", lanzó, pese a que la ANMAT ya había dado el visto bueno. 

Tweet de Sergio Chouza

En declaraciones radiales, el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, se refirió al tema. "Si la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) autoriza el uso de una vacuna o un medicamento, no hay más dudas, ni nada que discutir", dijo.

Luego, agregó: "Yo no soy especialista, pero hoy a la mañana abrí el cajón de medicamentos y el único requisito que tengo para mí y para mi familia a la hora de aplicar un remedio o una vacuna es la aprobación de Anmat; siempre fue así".

Por último, recordó que “también se desconfió de Anmat al comienzo (de la inmunización contra el coronavirus) con la vacuna Sputnik V".

Tweet de data diario