La pandemia de coronavirus no da respiro en el mundo a más de un año de su inicio. Y, los descuidos que puedan ocurrir pueden terminar siendo fatales tal como ocurrió en la localidad mexicana de Cuautitlán Izcalli. Allí se dio el velatorio de una persona que había fallecido por covid-19 y toda su familia fue a despedirlo.

La tragedia para esta familia continuó porque 16 de los asistentes se contagiaron y necesitaron asistencia médica y no pudieron sobrevivir. Todos ellos fallecieron a causa de las complicaciones de la enfermedad. "El virus arrasó con mi familia, se fueron enfermando y muriendo", contó José Martín Chavez uno de los asistentes que pudo salvarse.

La localidad de Cuatitlán Izcalli donde ocurrió el trágico hecho
La localidad de Cuatitlán Izcalli donde ocurrió el trágico hecho

 

Más allá de la tragedia que vivió su familia, Chávez hizo hincapié en el perjuicio económico que le trajo esta situación: "He gastado más de 4.000 dólares en total, y el resto de mi familia por internación, médicos, medicinas y demás tuvo que poner otros 10.144 dólares, lo que provocó un caos en nuestros bolsillos".

La madre de Chávez fue una de las que falleció tras asistir al velorio y no pudo ser enterrada debido a las medidas que tuvieron que tomarse por la pandemia de coronavirus. El hombre explicó que no tuvo ni siquiera "tiempo de llorar" a todos sus familiares que perdieron la vida.