La modelo Stefi Roitman decidió lanzarse en el mundo de diseño y creó su propia marca de bikinis llamada MyHappy.

En el lanzamiento realizado en MiamiRoitman decidió mostrar la variedad de su firma y contrató una gran diversidad de modelos para que puedan lucir las prendas.

Pero lo llamativo no pasó por lo visto en las pasarela, sino por los exorbitantes precios de cada uno de los productos.

Del Instagram de stefroitman

Según se pudo ver en la página web, las bikinis se venden en dólares y por piezas individuales. El precio de la parte superior ronda los US$50, y un traje de baño completo puede costar hasta unos 100 dólares, al rededor de unos 10 mil pesos al cambio del dólar del Banco Central de la República Argentina (BCRA).

Ante esto, desde las redes sociales, la actriz recibió una catarata de críticas sobre el valor de cada una de las prendas y hasta la acusaron de plagiar modelos de otras marcas.

"No da más de atrevida vendiendo una bikini que compró en Avellaneda… ¡a 100 dólares!", lanzó un usuario. Otro, ironizó: "Divinas las bikinis de Stefi Roitman, pero me gritó pobre en 120 idiomas".

Tweet de Carla Dmitruk
Tweet de nanu🇦🇷