El presidente ruso, Vladimir Putin, le respondió a su par estadounidense, Joe Biden, quien el día miércoles lo acusó de ser un "asesino" y en una especie de rima, aseguró: "El que lo dice lo es"

Putin "pagará un precio" por haber hecho eso, ratificó Biden el martes al anoche en entrevista con la cadena ABC, en alusión al respaldo que brindó al expresidente Donald Trump en las elecciones presidenciales que finalmente se terminó imponiendo el candidato demócrata. 

En tanto, el mandatario ruso respondió en una entrevista para la agencia de noticias rusa Sputnik que le desea "buena salud, sin ironía y sin bromear".

Recordando su niñez, Putin dijo que, cuando él o sus amigos eran insultados, respondían con una frase en rima, diciendo: "El que lo dice lo es". Y agregó: "No es solo un chiste infantil en broma, tiene un profundo significado psicológico: siempre vemos en los demás nuestras propias cualidades, pensando que son como nosotros", agregó.

El Presidente ruso dijo que los políticos de EEUU acostumbran lanzar acusaciones contra otros países en un intento por "resolver problemas domésticos y de política exterior" y deslizó que no le conviene tener problemas con el país que preside porque "muchas personas honestas y decentes de Estados Unidos quieren estar en paz y tener amistad con Rusia"

En una decisión inédita desde 1998, Rusia llamó este miércoles a consultas a su embajador en Washington para evaluar las relaciones con Estados Unidos tras los dichos de Biden. El vocero del Kremlin, Dmitri Peskov, dijo que el embajador partirá hacia Moscú el sábado y aseguró que las declaraciones de Biden fueron "pésimas"

Y añadió: "Seremos directos, hablaremos sobre nuestras preocupaciones, y ciertamente, como dijo anoche el presidente, ciertamente los rusos van a tener que hacerse responsables de las acciones que llevaron a cabo".