Anoche por la final del ascenso a Primera División, Tigre derrotó por 1 a 0 a Barracas Central y aseguró su lugar en la máxima categoría del fútbol argentino. El conjunto conducido por Rodolfo De Paoli salió a la cancha con banderas y remeras pidiendo justicia por Lucas González, futbolista de las inferiores que fue asesinado por la Policía de la Ciudad en un nuevo caso de gatillo fácil.

En la previa al encuentro, el árbitro Patricio Loustau, por determinación de la AFA, dio un minuto de silencio en conmemoración a Lucas González, y por supuesto con el pedido de justicia correspondiente. En ese momento, el relator del partido Julián Bricco, lanzó una desafortunada frase: "Es por el chiquito fallecido". Las redes, enseguida reaccionaron, recordando al relator que Lucas fue asesinado.

Tweet de Lmas

La reacción en redes sociales por la desafortunada frase en la transmisión

Tweet de ✨ 💚 Sole Sotelo 💚 ✨
Tweet de P0k4sPulg4s_
Tweet de Gerardo Halpern
Tweet de VENDAN A VILLA
Tweet de León Rogani
Tweet de El fútbol va con vos
Tweet de Mariano
Tweet de Walter Vargas

Quitaron la bandera de pedido de justicia por Lucas González para no tapar los carteles

Además de la desafortunada frase de Julián Bricco en TyC Sports, se dio otro hecho que generó repudio en las redes sociales. Mientras ambos equipos posaban para la foto previa, el plantel de Barracas Central puso una bandera pidiendo justicia por el asesinato de Lucas González a manos de la Policía de la Ciudad en un caso de gatillo fácil. Pero, la bandera fue quitada porque tapaba los carteles del anuncio de la final, lo que generó mucha bronca en los hinchas.

Tweet de No Hay DT