Como si fuera un guiño del destinto, en el primer torneo que jugaron tras la muerte de Diego Armando Maradona, tanto Argentina como Italia (dos países amados por el Diez) se coronaron campeones. Por esto, la FIFA reflotó una idea que ya tenía en mente: jugar un partido entre ambos campeones. Pero, siendo que encima es Italia y Argentina toma otro color.

Cabe destacar que este formato ya se utilizó en el 85 y el 93 en la recordada como Artemio Franchi, que justamente Argentina ganó ante Dinamarca. Pero, ahora la copa llevaría el nombre de Diego Armando Maradona, y como si no alcanzara el homenaje, la sede elegida será Nápoles. Más maradoneano, imposible.

Nápoles, la ciudad más maradoneana del mundo
Nápoles, la ciudad más maradoneana del mundo

Si bien resta que esto sea oficial, la FIFA ya comunicó sus intenciones a las respectivas asociaciones. Aún no se definió la fecha en el calendario pero sería entre diciembre y febrero. Cabe destacar que el almanaque es bastante ajustado porque la pandemia de coronavirus retrasó bastante la actividad en las selecciones y justamente el año próximo se juega el Mundial Qatar 2022.

Tweet de No Hay DT