Una de las hermanas de Sol Acuña Bilbao, la oficial de Policía de la Ciudad que encontraron muerta de un balazo en la cabeza en una casa del barrio porteño de Villa del Parque, comentó que la víctima había advertido que si llegara a aparecer en ese estado, el culpable sería su pareja, quien ayer fue detenido como sospechoso del femicidio.

“Cuando se peleaban, él le decía en tono de broma que le iba a pegar un tiro y que la iba a matar. Mi hermana me dijo: ´si el día de mañana me encontrás muerta, ya sabés quién fue´”, comentó en declaraciones a la Agencia Télam Luz Acuña Bilbao, hermana de la oficial.

El cadáver de Sol Acuña Bilbao fue encontrada en el día de ayer sin vida en una vivienda en la calle Terrada al 2500, de Villa del Parque, donde también se encontraba su pareja, identificado como Germán Baigorria, quien será indagado en las próximas horas.

Acuña Bilbao era una oficial que hace un año y medio formaba parte de la Policía de la Ciudad y que actualmente prestaba servicios en la comisaría vecinal 12B, mientras que Baigorria se desempeña en Servicios Especiales de Tránsito de la Ciudad.

La hermana de la víctima relató que su hermana conoció al presunto autor del femicidio cuando ambos realizaron el curso de ingreso para la Policía de la Ciudad, en 2018, y que desde ese momento mostraba gestos violentos para con ella.

“Los instructores la veían con moretones y le decían que haga la denuncia pero ella no la quería hacer para no complicarlo con el trabajo”, señaló Luz Acuña.

Según la joven, Baigorria al momento de conocer a su hermana estaba en pareja con otra mujer con la que tenía una hija en común.

“Cuando terminan el curso se separó de su mujer y empezaron a convivir con Sol, pero a los cuatro meses se separaron por primera vez”, expresó, y agregó que volvieron a juntarse al poco tiempo “porque la manipulaba diciéndole que no tenía plata y que su hija se había apegado a ella”.