El periodista de temas policiales, Mauro Szeta, reveló en el programa Telefé Noticias, las declaraciones de cada uno de los rugbiers y dejó al descubierto la débil defensa del abogado de los 8 jóvenes que participaron en la muerte de Fernando Báez Sosa y siguen detenidos en Dolores

El periodista sostuvo que los rugbiers están "Claramente coacheados" por lo que las declaraciones provienen más de una estrategia del abogado que de una defensa sobre el hecho concreto. 

Los 5 rugbiers que declararon ayer, dijeron básicamente las mismas cosas: intentaron desautorizar a la fiscal Verónica Zamboni, aseguraron que no les explicaron qué era lo que estaba pasando y que se sienten amenazados por los presos de penal de Dolores y la presión de los medios.

"Esto es abogado puro" aseguró el periodista.   

"Quieren irse a la cárcel de Campana, cerca de papá y mamá." por eso declaran que se sienten amenazados por los otros presos. 

 Por otro lado también quieren desplazar a la fiscal, "La fiscal me dijo el otro día una frase contundente: "me quieren sacar de la cancha" dijo Szeta. "Ellos lo que dicen es que cuando los indagaron la primera vez, había un defensor oficial y que no los anoticiaron de los hechos por los que se los detenía. Buscan una nulidad, para volver atrás todo el proceso" 

"Sin embargo el juez desechó este planteo, ellos intentaron recusar a la fiscal aduciendo los minutos en los que dataron la indagatoria." Intentando aducir una imposiblidad temporal, cuando lo que pasó es que la fiscal tomó declaraciones a uno y el resto de su equipo a los demás, para acelerar el trámite, como se suele trabajar en los casos en los que están involucradas muchas personas. "Es lo único que tiene el abogado al momento. No les importa la víctima y no hablan del hecho."  

"Los 3 que no hablaron, son los que en el hecho no le pegaron a Fernando, sino que evitaban que sus amigos lo ayuden." Por lo tanto su situación es menos grave.