Si bien el presente del Barcelona no es el mejor, y a Lionel Messi se lo ve incómodo, sigue generando la admiración de propios y extraños, y la lupa siempre está puesta en él, tanto adentro como afuera de la cancha. Por la Liga española, el conjunto culé venció 3 a 0 al Elche y Messi clavó un doblete. Claro, que dos goles de Messi en un mismo partido ya no son "noticia", pero si sorprendió lo que pasó al finalizar el encuentro.

El arquero Edgar Bahía, que sufrió los goles de Messi durante los 90 minutos, se acercó a la Pulga para pedirle su camiseta. Aunque le haya hecho dos, la admiración seguía estando. Pero, la sopresa se la llevó cuando La Pulga le pidió su camiseta también. A Bahía se lo vio sorprendido porque el mismísimo Messi le pidiera su buzo, y se lo dio con total felicidad.

En redes sociales, destacaron la "humildad" de ambos. Por un lado, el arquero del Elche que jamás pensó que Lionel Messi podría querer su camiseta, y por otro lado la del astro argentino que le pidió el buzo a cambio de su camiseta, mostrando mucho respeto y camaradería para con su colega.

El futuro de Messi sigue siendo una incógnita y puede que esté jugando sus últimos partidos en el Barcelona, además de que estamos asistiendo a los últimos años de una verdadera leyenda del fútbol mundial, que pese a eso tiene gestos como este. ¿Qué será de su futuro?

No Hay DT on Twitter