No importa cuales sean los records, no importa cuanto tiempo estuvieron vigentes, Messi encuentra la manera y los supera. Hoy, con su doblete en la victoria ante Bolivia, el astro argentino se terminó despidiendo de la Selección Argentina en esta triple fecha con una nueva marca histórica para sumar a su biografia.

Una noche mágica para una generación completa que esperaba un nuevo titulo de Argentina y que además pudo presenciar la fiesta desde las tribunas del Monumental.

El capitán no solo es el jugador con más partidos disputados con la Selección Argentina, sino que también ahora superó otro nuevo record que mantenía Pelé hace 50 años. 

La Pulga, emblema y referente del conjunto nacional, llegó a los 79 goles con la Albiceleste y dejó atrás la marca que mantenía el campeón brasileño como máximo artillero en selecciones sudamericanas. 

Y también lo pasó entre las ocho selecciones campeonas del mundo. Messi dejó por detrás al alemán Miroslav Klose (71), el brasileño Neymar (67) el uruguayo Luis Suárez (64), el español David Villa (59) y el inglés Wayne Rooney (53).

Vía Twitter: @SeleccionArgentina
Vía Twitter: @SeleccionArgentina

Y como si fuera poco, con el 1-0 a Bolivia, Messi se convirtió en el primer jugador de la historia en convertir en 20 partidos diferentes de las Eliminatorias Sudamericanas. Superó así al charrúa Suárez (19) y a su compatriota Hernán Crespo (17).

El récord que consiguió Messi con su triplete ante Bolivia

La emoción de Messi tras terminar el partido: 

Messi se mostró muy emocionado una vez que finalizó el encuentro y no pudo contener las lagrimas ante las cámaras de televisión. "Hace mucho que soñaba con esto y gracias a Dios se me dio”, afirmó con la voz temblada por los sentimientos en el campo de juego del Monumental.

 “Es un momento único por cómo se dio y después de tanto esperar”. Además, agregó: "No había mejor manera de que sea y poder estar acá festejando es algo increíble”.

Ya casi quebrado de la alegría, Messi contó: “Mi mamá y mis hermanos están en la tribuna. He sufrido mucho también. Estoy muy feliz, manifestó sin poder expresar mucho más con palabras.