Mauricio Macri protagonizó un nuevo papelón en la marcha del "si se puede" en la provincia de Santa Fe, precisamente en la ciudad de Rafaela.  

El miércoles en la tarde, en un nuevo discurso ante una escasa concurrencia, tal como había ocurrido en Junín, el jefe de Estado cometió un furcio al errar el nombre del barrio Virgen del Rosario y confundirlo con "Virgen del Recreo". 

Para colmo, Macri destacó como algo positivo que estuviera memorizando los nombres de las localidades luego de cuatro años de mandato.

"Hemos llevado urbanización y mejoras a los barrios de la Virgen del Recreo... Virgen del Rosario, y Monseñor... Zaspe. ¡Estoy aprendiendo los barrios de Rafaela, vamos todavía!", enfatizó.